Noticias
   
 

Cuba y sus retos de salud
La Habana, Cuba. Son innegables los resultados halagüeños de la Salud Pública en Cuba en los casi 60 años de la Revolución.

Indicadores que evidencian esos logros son tener una mortalidad infantil de solo 4.0 por cada mil nacidos vivos, y una esperanza de vida que frisa los 80 años. Mas, el país no está exento de problemáticas sanitarias, como las enfermedades infecciosas  y las crónicas no trasmisibles.

Entre las primeras, que son causa de muerte en el mundo, en Cuba se presentan con importante incidencia las infecciones por el VIH/sida y las de transmisión sexual, y muy especialmente las enfermedades transmitidas por vectores, en específico el dengue, aunque ha habido casos muy puntuales de Zika y Chikungunya.

Las enfermedades diarreicas agudas se comportan con tendencia a la disminución. Y esporádicamente se han notificado la rabia, Hepatitis B, tuberculosis, meningitis, leptospirosis, lepra y otros padecimientos.

Enfermedades crónicas

Como las primeras causas de muerte en Cuba se mantuvo este año las enfermedades crónicas no transmisibles. A la cabeza se encuentran afecciones del corazón, tumores malignos, dolencias cerebro–vasculares y accidentes.

Se suman por su morbilidad la diabetes mellitus, la cirrosis hepática, el asma y la hipertensión arterial.

En su génesis están los incorrectos hábitos y estilos de vida, como tabaquismo, alcoholismo, la falta de ejercicio físico, la dieta inadecuada y otros elementos.

Cuba tiene establecidos programas para el enfrentamiento de las enfermedades cónicas, insistiendo en la prevención, en tanto se implementen cada vez más políticas de salud enfocadas a disminuir los factores de riesgo. Así pues, para el abordaje de estos problemas de salud la estrategia también se basa en acciones intersectoriales en las que participan los principales grupos de especialistas e instituciones.
Fecha:
Mircoles, 26 de diciembre del 2018
Tomado de: