Noticias
   
 

Centrada Cuba en uso eficiente y productivo de agua ante sequía
La Habana, (ACN) El Comandante de la Revolución Ramiro Valdés Menéndez, miembro del Buró Político del Comité Central del Partido Comunista de Cuba, enfatizó hoy en la necesidad del uso eficiente y productivo del agua, ante la prolongada sequía que golpea al país.

Valdés encabezó, junto a Inés María Chapman, presidenta del Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos (INRH) y miembro del Consejo de Estado, una reunión para revisar el trabajo de ese organismo durante 2016, en la cual se analizaron las deficiencias que persisten en el sector.

El también Vicepresidente de los Consejos de Estado y de Ministros particularizó en la importancia de lograr una adecuada gestión del agua en todas las ramas de la economía, en especial la agricultura, mayor consumidor del líquido y su principal derrochador.

Insistió en la pertinencia de implantar sistemas de regadío que contribuyan al ahorro, en la plantación de variedades de cultivos más resistentes a la sequía, y la correcta preparación de suelos, con vistas a aprovechar mejor el recurso y garantizar la producción de alimentos con el agua disponible.

En otro momento de su intervención, Valdés Menéndez aludió a la conexión ilegal a conductoras y otros delitos que afectan al sistema hidráulico y se asumen con impunidad, a la vez que reclamó se tomen las medidas correspondientes con los infractores.  

Apeló, además, a involucrar a la población en la identificación de problemas en los territorios y a trabajar mancomunadamente en su solución, teniendo en cuenta que la escasez del agua afecta a todos en general.

Durante el debate, Inés María Chapman abundó en la gestión, preparación y ejecución de las obras hidráulicas en los territorios, así como también en el rol de las Unidades Empresariales de Base en el mantenimiento ágil y con calidad de los sistemas de acueducto.

Un informe presentado en la reunión por el vicepresidente primero de ese organismo, Abel Salas, evidenció que aún es necesario actualizar el potencial hídrico de Cuba, mejorar los ciclos y tiempos de servicio de agua, ampliar el tratamiento a sistemas de abasto, disminuir los períodos de limpieza de fosas y mejorar el nivel de solución de delitos.

Se conoció que fueron abastecidas por las redes de acueducto ocho millones 035 mil 397 personas, número que creció con respecto a 2015, unido a la recuperación de más de 100  millones de metros cúbicos de agua que se fugaban a través de canales, conductoras y redes.

A tono con el documento, se completó la cobertura hidrométrica en el sector estatal, mientras se avanza en la medición del sector residencial, las conducciones libres y el agua subterránea.

Especial atención mereció la intervención de Yanet Triana, delegada del INRH en Santiago de Cuba, una de las provincias más afectadas por la sequía.

La funcionaria se refirió a las medidas tomadas en la urbe oriental para mitigar el impacto del fenómeno, entre las que sobresalen la instalación de una planta desalinizadora, la ejecución de interconexiones emergentes, la creación de puntos de acceso de agua potable, la venta de tanques para almacenar agua y la comunicación oportuna a la población.

Otras intervenciones se centraron en el proceso inversionista del INRH, el trabajo conjunto con los ministerios de Industria y de la Construcción para sustentar los diferentes programas de ahorro y ejecución de obras, y la urgencia de actualizar los recursos hídricos y aprovechables disponibles en el país.

Los directivos del sector también se pronunciaron por  potenciar el reuso del agua, y en la necesidad de prestar especial atención a la intrusión salina en acuíferos, problemática que se agrava teniendo en cuenta que el 80 por ciento de los acuíferos en el país son abiertos.

Fecha:
Viernes, 17 de marzo del 2017
Tomado de:
AIN

Sugerencias
Servicios
Cursos
Eventos
Sitios de interés
Enlaces